miércoles, 11 de julio de 2012

Con prisas

Pemex fija como plazo límite para la entrega de ofertas de los astilleros el próximo lunes
Cada empresa presenta una o varias ofertas de los remolcadores que ya han construido

Pemex ya ha puesto fecha límite para la recepción de ofertas para la construcción de los remolcadores: el próximo lunes. Los astilleros últimas su documentación en la que básicamente, según fuentes del sector, se recogen las especificaciones de los buques los plazos de entrega y los precios.

Como adelantó este periódico, los astilleros que optan a la construcción de estas unidades presentarán modelos de su catálogo, es decir buques que ya han construido para otros armadores pero que pueden ser susceptibles de modificaciones o mejoras sobre los proyectos existentes.

Según pudo saber FARO, los astilleros participantes pueden presentar desde uno a varios modelos. En concreto, el astillero vigués Cardama, especializado en este tipo de buques, presentará cinco ofertas diferentes.

En esta fase, la Xunta se ha apartado de las negociaciones porque considera que es el momento de que se entiendan "empresa con empresa". Así, los proyectos serán enviados directamente a Pemex que analizará las ofertas decidirá los modelos que encargará y los astilleros en que se construirán.

Fuentes del sector desvelaron ayer que los ejecutivos de Pemex se interesaron por otros modelos de barcos además de los remolcadores, quimiqueros y del buque flotel. "Están muy interesados en conocer los buques supply –de apoyo a plataformas petrolíferas– construidos en los astilleros de la ría", señala estas fuentes que no descartan "una segunda fase de contrataciones con estos buques de mayor porte, complejidad e inversión".

Con el acuerdo marco entre Pemex y la Xunta, el sector naval gallego construirá siete remolcadores íntegramente y participará en la construcción de otros siete en astilleros mexicanos. Estas construcciones supondrán para la comunidad una inversión en la comunidad de unos 247,2 millones de euros y generará 2.500 empleos, entre directos e indirectos, según los cálculos de la Xunta.

Será la compañía estatal mexicana Pemex, la cuarta petrolera más grande del mundo y que exporta un 13% de su producción a España, estudia la posibilidad de comprar un buque dormitorio –flotel– para los trabajadores de las plataformas petrolíferas que se encuentra en primera fase de construcción en Vulcano.

El astillero vigués también envió, a solicitud de la Xunta, planos sobre los buques quimiqueros que construyó y que Pemex también sopesa encargar en Galicia. El Gobierno gallego pretende que estos barcos se construyan en Navantia Ferrol.
Fuente: Faro de Vigo
Publicar un comentario