jueves, 4 de diciembre de 2014

Qué valiente

Un vídeo prueba que el capitán del Costa Concordia huyó del barco
Las imágenes muestran al capitán Francesco Schettino esperando un bote para abandonar la embarcación

El argumento que sostuvo el capitán Francesco Schettino para defenderse de las acusaciones de abandono del Costa Concordia en su naufragio en el 2012 ha sido desmontado. Schettino dijo que no se fue del barco de manera premeditada sino que «se cayó a un bote» por accidente, sin embargo, un vídeo difundido recientemente demuestra que el capitán estuvo esperando que llegara la lancha para subirse. Dicha grabación, realizada por el cuerpo de bomberos, es una de las pruebas aportadas por la acusación en el juicio por este siniestro en el que murieron 32 personas y por el que Schettino está imputado, además de abandono del barco, de naufragio y homicidio múltiple.

Según alegó el capitán, se cayó a una de las lanchas por un movimiento brusco del barco, motivo por el que «no pudo» dirigir las tareas de salvamento de los cientos de pasajeros que quedaban aún a bordo. Por su parte, el comandante de la capitanía de Livorno, Gregorio De Falco, dijo que llamó varias veces a Schettino para que volviese a bordo e informase de la situación, pero en lugar de ello, el capitán se quedó en un hotel de la isla Giglio -donde la nave colisionó-.

La nave Costa Concordia naufragó al chocar con los escollos de la costa de la isla por haberse acercado demasiado a la misma. El juicio por el siniestro comenzó en julio de 2013, en el que el capitán es el único acusado puesto que el resto de imputados acordaron penas entre uno y dos años de prisión. En las últimas declaraciones del proceso, Schettino manifestó que en la ruta del crucero es habitual acercarse a la isla para «saludarla» por motivos comerciales. Además, señaló como culpables a sus oficiales por no haberle advertido del riesgo.

Publicar un comentario en la entrada