viernes, 2 de noviembre de 2012

A currar

El dique 4 de Navantia-Cádiz acoge desde ayer al crucero 'Empress'
El buque de Pullmantur reparará en el astilllero gaditano, en principio, hasta el día 13 y dejará su sitio al 'Serenade of the Seas', de Royal Caribbean, que llegará el 18

El buque Empress, de la naviera Pullmantur atracó el miércoles pasado en el Muelle Marqués de Comillas del puerto gaditano a la espera de recibir la orden de entrar en el dique 4 de Navantia-Cádiz, en el que permanecerá posiblemente hasta el día 13. Y ayer mismo se podía ya ver alojado en la factoría de reparaciones de la capital para someterse a una puesta a punto.

El comité de empresa gaditano estima que la estancia de la nave de Pullmantur (grupo que pertenece desde 2006 a la americana Royal Caribbean) generará faena para unos 250 empleos directos de industria auxiliar, más los 162 operarios de plantilla fija, a los que también habría que sumar un número indeterminado de empleos indirectos inducidos.

El Empress vivió su última remodelación en 2008 y cuenta con capacidad para 1.877 pasajeros gracias a sus 9 cubiertas, sus salones, cafés y restaurantes, y un montón de instalaciones más: discoteca, sala de internet, biblioteca, gimnasio, Spa, salón de belleza, rocódromo, casino, solarium y unas magníficas albercas exteriores, jacuzzis y tiendas DutyFree.

En el libro de entrada de Navantia ya se está a la espera de recibir al Azamara Quest, de Azamara Clubs Cruises, también de Royal Caribbean, posiblemente para el día 7 de este mes. Los convivirán en la misma factoría, ya que el Empress duerme en el dique 4, el más grande, mientras que el Azamara lo hará en el dique 1, el mismo en el que se reparó en días pasados el buque Galicia.

El Azamara Quest necesitará alrededor de 150 empleos de contratas, ya que necesitará un cambio de imagen y mejoras en algunas de las instalaciones a bordo. Entre las mejoras que recibirá este buque estarían: reemplazar las alfombras, tapizados y colchones, como así también cambiar los muebles en los salones y en los camarotes. Además, anuncian que el buque recibirá nuevos colores en su casco y será pintado de azul oscuro.

Y antes de irse el Azamara, entrará en el dique 4 de Cádiz el Serenade of the Seas para su reparación. Allí estará al menos durante 22 días.
Publicar un comentario