lunes, 7 de octubre de 2013

Málaga se mueve

El Puerto aspira a captar tráfico de la principal naviera de Corea
La Autoridad Portuaria se apoya en la Universidad de Málaga para negociar la llegada de portacontenedores de la compañía Hanjin

La necesidad agudiza el ingenio, y la drástica caída en el tráfico de mercancías en la terminal de carga del Puerto obliga a buscar clientes por todas partes. Una de las diez principales navieras mundiales es la coreana Hanjin, con 60 líneas por todo el Planeta y una flota de 200 portacontenedores, que transportan alrededor de 100 millones de toneladas de carga anualmente, según los datos de su web corporativa. En este punto, Málaga tiene un as en la manga, en la medida en que la Universidad mantiene un programa de intercambio académico con Corea del Sur, que ahora se pretende que pueda servir también de carta de presentación del recinto portuario ante esta multinacional.

«Hemos hablado con la UMA para que nos ayuden a aproximarnos, ya que mantiene relaciones consolidadas con empresas y el Gobierno», explica el presidente de la Autoridad Portuaria, Paulino Plata. «Queremos lanzar una estrategia conjunta para entrar, a través de la embajada coreana en España», añade. En próximas fechas, Paulino Plata prevé concertar una cita con los responsables de la entidad -que ya opera en Algeciras- para presentar a Málaga como destino y lograr así un aumento de la actividad de tráfico de mercancías, que pasa por uno de sus peores momentos. «No hay más remedio que moverse», apostilla el dirigente.

Caída drástica

El contexto global puede ser favorable a este tipo de movimientos, ya que, como explica el presidente, se ha producido una alianza comercial de las tres grandes navieras mundiales. «Ante eso todas las demás van a reaccionar», indica. Puede ser, por tanto, un buen momento para captar actividad en mercados tradicionalmente alejados de este destino, como es el caso coreano y otros que se pretenden explorar en los meses sucesivos.

Lo cierto es que el tráfico total de mercancías que se han movido durante el primer semestre del año se ha situado en un millón de toneladas, frente a los 3,8 millones de 2012, lo que implica un descenso del 74%. No obstante, tanto del análisis de los meses de julio y agosto, con crecimientos importantes en graneles líquidos y sólidos y mercancía general; como de las previsiones para los cuatro meses restantes se espera superar en el segundo semestre los dos millones de toneladas.

La buena noticia es que el total previsto a final de año superaría los tres millones de toneladas, lo que supone un 5% más respecto al objetivo del plan de empresa para este ejercicio (se preveían 2,88 millones). La mala, es que en 2012 se alcanzaron los cinco millones, por lo que la actividad está ahora un 40% por debajo. En cuanto al número de buques, se situará en unos 1.500 (los previstos eran 1.650); mientras que se esperan lograr los 365.000 contenedores (Teus), un 8% más que el año anterior, y casi el doble de lo previsto en el plan de empresa. 
Fuente: Diario Sur
Publicar un comentario en la entrada