viernes, 31 de agosto de 2012

Vaya juerga

Reclaman 500.000 euros por los daños tras una fiesta de medallistas alemanes

El equipo masculino alemán de hóckey sobre hierba se enfrenta a una demanda de 500.000 euros (626.500 dólares) por los daños causados tras la fiesta que organizaron en un crucero después de ganar la medalla de oro en Londres-2012.

Después de vencer a Holanda por 2-1 en la final olímpica de hockey sobre hierba, los alemanes lo celebraron el 11 de agosto en un barco con una fiesta organizada por una empresa alemana y a la que asistieron 350 personas.

Se asegura que los jugadores acabaron con todas las existencias alcohólicas disponibles en el barco y la prensa alemana publicó fotografías de los jugadores duchándose con champán, rompiendo cristales y fumando.

La Asociación Alemana de Hockey se disculpó inmediatamente ante el capitán del barco y se ofreció a pagar la cuenta de los daños. La factura subió a medio millón de euros.

Los responsables del barco aseguran que los desperfectos incluyen quemaduras en el revestimiento de madera de teca de la cubierta de la embarcación y que sólo la reparación de los cristales rotos cuesta 50.000 euros. Además hay que sumar los 75.000 euros por cada día que el barco está fuera de uso y se calcula que se necesitarán seis días para arreglar todo.

"Este es un barco de cinco estrellas con una alta calidad de materiales, por lo que los desperfectos son caros", dijo uno de los propietarios del barco al diario alemán Bild.

Ahora, la Federación Alemana de Hockey estudia si se le puede considerar legalmente responsable por los actos que hayan realizado sus miembros. "No hemos recibido aún ninguna petición escrita de la compañía naviera y no nos vemos como responsables, pero queremos tratar esto con calma y de manera objetiva", dijo el presidente de la federación, Torsten Bartel.
Publicar un comentario