jueves, 15 de mayo de 2014

lo quieren jubilar ya

El futuro del GPS se llama posicionamiento cuántico

El sistema actual de referencia para situar geográficamente en nuestro planeta cualquier objeto es el GPS o Sistema de Posicionamiento Global. Un sistema ideado por el ejército estadounidense y que por regla general permite una precisión de pocos metros.

Debido a los problemas con los que se enfrenta el GPS en zonas de sombra de montañas, edificios altos o más concretamente en el posicionamiento de objetos sumergidos bajo el agua, investigadores pertenecientes a la defensa de Reino Unido están desarrollando un nuevo sistema de posicionamiento capaz de salvar estos obstáculos y con una precisión de centímetros.

Según explica Neil Stansfield, uno de los encargados de la investigación en Newscientist, "cuando un submarino viaja durante un día sumergido y por tanto sin señal GPS, se produce una deriva en la navegación del orden de un kilómetro cuando sale a la superficie, un acelerómetro cuántico lo reducirá a apenas un metro."

El funcionamiento de este nuevo sistema de acelerómetros cuánticos está basado en un sistema de láseres que atrapan y enfrían átomos hasta llevarlos a su estado cuántico. A partir de ese punto, se utiliza otro láser el cual se encarga de calcular las variaciones de movimiento y de gravedad de las partículas.

Aunque este nuevo sistema también tiene sus carencias. Por ejemplo el acelerómetro cuántico no puede distinguir entre pequeños efectos gravitacionales y aceleraciones causadas por una montaña submarina cuya gravedad puede atraer a un submarino hacia el oeste, entendiendo el acelerómetro cuántico que el buque está girando hacia el este. Aunque explican que esto se puede solucionar con precisos mapas de gravedad.

Los investigadores creen que este nuevo sistema de posicionamiento tan preciso puede implementarse en un futuro y, disminuyendo antes su tamaño (actualmente es tan grande como caja de zapatos), en otros campos y dispositivos como pueden ser vehículos, tabletas o smartphones. Las primeras pruebas con el acelerómetro cuántico en tierra firme se realizarán durante el año 2015 y un año después se probará en submarinos. Esperemos poder verlo en nuestros móviles y otros dispositivos durante la próxima década.

Publicar un comentario en la entrada