lunes, 11 de mayo de 2015

Primeras hipótesis


La naviera atribuye el incendio en el Sorrento a un cortocircuito en un coche

La Naviera Grimaldi, propietaria del ferry Sorrento incendiado el pasado 28 de abril frente a la costa de Palma de Mallorca y fletado por Acciona Transmediterránea, ha afirmado hoy que el siniestro se inició posiblemente por un cortocircuito de un coche estibado en la cubierta principal del buque.

En un comunicado, el presidente de Grimaldi Euromed, Emanuele Grimaldi ha expresado su agradecimiento "por el éxito de la operación de evacuación y extinción del incendio", gracias a la contribución de tripulantes, autoridades, instituciones locales, operadores privados y pasajeros, que "fueron rescatados sanos y no se ha causado ningún daño al medio ambiente".

"Nos gustaría dar las gracias a todos los pasajeros quienes, con sangre fría y disciplina, han contribuido a que la evacuación se llevara a cabo de la mejor manera", ha indicado Grimaldi.

La felicitación se hace extensiva a los buques Visemar y Balearia así como a los de las unidades aéreas y navales de la Sociedad Estatal de Salvamento Marítimo (Sosemar), ya que, "gracias a su rápida respuesta de emergencia en el lugar del accidente, permitió la evacuación y la seguridad de todos los pasajeros presentes en el buque Sorrento".

Emanuele Grimaldi concluye expresando "satisfacción por el éxito en la operación de remolque del barco hasta el puerto de Sagunto, gracias a la contribución de las autoridades civiles y marítimas de Valencia".

El comunicado concluye felicitando a los empleados de Acciona Trasmediterranea y Grimaldi Group y, en particular, a las respectivas unidades de la crisis la cuales, "con compromiso, urgencia y responsabilidad han permitido una óptima coordinación de todas las operaciones de evacuación".

La Autoridad Portuaria de Valencia (APV) ha informado a EFE de que, una vez realizado el atraque, el trabajo posterior compete a la naviera, quien les había perdido los servicios de abrigo, atender los trabajos de descarga de las plataformas y vehículos y el apuntalamiento pontón.

Las mismas fuentes han indicado que está previsto por parte del armador los servicios de inspección del buque y que, de momento, no se ha solicitado la extracción del combustible.

Fuentes del Ayuntamiento de Sagunto han indicado a EFE que el barco podría estar en el puerto entre 10 y 15 días dependiendo de las labores de inspección que tiene que hacer los peritos y el seguro y la descarga de los vehículos.

En principio, han señalado, que la extracción del combustible no está previsto hacerla en Sagunto, aunque han recordado que la situación puede cambiar.
Publicar un comentario en la entrada